Técnicas de mindfulness para niños y niñas

1. ¿Qué es mindfulness para niños?

El mindfulness no es más que poner conciencia en el momento presente, es decir, dejar a un lado los pensamientos sobre acciones pasadas que ocurrieron o futuras, que pueden ocurrir, pero ¿cómo conseguimos que los/as más pequeños/as de la casa lo hagan?

A continuación, os comentaré algunas de las técnicas que llevamos a cabo nuestras clases de Yoga para niño/as.

2. Beneficios principales

El mindfulness ayuda a los/as pequeños/as a:

  • Favorecer los mecanismos atencionales provocando el mantenimiento de la atención en cualquier tipo de tarea, así cómo claridad mental para poder focalizarla.
  • Eliminar pensamientos propios de un mal autoconcepto y frustración pudiendo identificarlos y reconocerlos con mayor claridad para en ese instante saber que son más que eso.
  • El mindfulness provoca cambios en los/as niños/as a distintos niveles: energético, fisiológico y psíquico.
  • Nos ayuda a la introspección y dedicar unos minutos a nosotros/as mismos/as, lo que ayuda a relacionarnos mejor con los/as demás y ponernos en el lugar del/de la otro/a.
  • Se consigue tratar el estrés desidentificándonos del mismo y prestando importancia a lo que verdaderamente importa.

3. Actividades simples para aplicar en la escuela o en el entorno familiar.

Algunas de las actividades que hemos usado en las sesiones de Yoga para niños/as y gestión emocional parten de:

  • Enseñarle a respirar, en cuatro fases: inhala, reten el aire dos segunditos, exhala lentamente y quédate sin aire dos segundos. Ponemos música relajante y modulamos nuestra voz a un tono relajado. Para favorecer la atención en la respiración cerramos los ojos y con una luz tenue podemos experimentar qué tal se nos da.
  • Visualizaciones: contamos una historia en la que ellos/as son los protagonistas y con los ojos cerrados vamos imaginando, entrarán en un mundo qué sólo ellos nos podrán describir. Usamos música relajada y trabajamos con luces y colores así como con visualizaciones en las que la temperatura y la conciencia corporal son muy importantes!

¿Qué tal si la llevamos a la práctica?

Recomendaciones para poder realizar prácticas de este tipo y muchas otras: Tranquilos y Atentos como una rana de Eline Snel, toda una joya.

En próximas entradas os contaré más acerca de las prácticas de mindfulness con los/as pequeños/as.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *